Desarrollo de las habilidades personales y emprendedoras a través de la ciencia y la astronomía

 

Diario 2014Investigadores del emprendimiento

En esta sección los/las jóvenes explicarán su día a día en la expedición y sus progresos en el aprendizaje de habilidades emprendedoras y personales.

Nos marchamos de Groenlandia y volvemos a Islandia

De nuevo cogemos el avión...en tan solo una semana ya hemos abierto y cerrado la maleta en  varias ocasiones. Eso sí, siempre con una sonrisa en la boca pues sabemos que el nuevo destino vendrá cargado de nuevas experiencias.

Hemos regresado, después de nuestra escapada a Groenlandia, a Islandia..a la confortable "Granja" que hacía unos días habíamos abandonados. Nada más bajar del avión, ya nos esperaban con el coche para llevarnos con el resto de la expedición y como en esta Ruta de las Estrellas cualquier "momento" es idóneo para introducir un debate & reflexión en el que crecemos personalmente...en esta ocasión no iba a ser menos.

Nos entrenamos con el Story Cubes

Nada mejor que la hora de la siesta para echar una partidita al juego seleccionado por Carlos, en este caso, el Story Cubes.

La dinámica es simple. Tenemos doce dados, en cada cara hay un dibujo que representa una acción. A partir de aquí, la persona debe construir una historia con esos dados, hablando de forma fluida y sin pararse a pensar. Este ejercicio requiere de ciertas dosis de imaginación e improvisación para buscar las palabras idóneas.

A veces, en nuestra vida, los malentendidos provocan que nos desviemos de nuestro camino. Estos errores son provocados, entre muchas cosas, porque no elegimos las palabras correctas, ya sea por la presión, el estrés o porque simplemente la situación no nos deja reaccionar de la forma idónea, provocando así consecuencias no deseadas.

Nos entrenamos con el Bluff Party

El Buzz Party es un juego perfecto para desarrollar nuestra capacidad de analizar nuestro entorno. Cada jugador recibe una serie de pruebas que debe cumplir para ganar puntos. “Bostezar delante de alguien” o “Hacer que varios canten una canción infantil” son algunos de los objetivos a cumplir sin que el resto de participantes se den cuenta. A lo largo del día, cada uno intenta realizar el mayor número de pruebas posibles sin ser descubierto porque, si esto ocurre, se irán perdiendo puntos. Al final hacemos el recuento y averiguamos quién ha sido el ganador.

Una de los aspectos más importantes de este juego es el análisis de la situación, saber cómo y cuándo debemos  intentar completar la prueba, pues un mínimo detalle puede revelar nuestras pretensiones.

Llevamos dos días con la actividad, por lo que el Bluzz Party está "en juego" de forma permanente...al andar, al comer, en cualquiera de las conversaciones que mantenemos durante la jornada. Esta tarde...sabemos quién será el ganador!.

Entrenamos con el Ritmo y Bola

 

Aprovechando ese tiempo muerto hasta el momento del embarque hacia Islandia decidimos disfrutar con uno de los juegos más divertidos hasta el momento, el Ritmo y Bola.

Este juego intenta mejorar la coordinación y la rapidez en los pensamientos a partir de una dinámica muy sencilla. A cada jugador se le asigna un gesto y, siguiendo el “ritmo” de una música que hacemos con las palmas, hay que ir pasando la “bola”, es decir, hacer tu seña seguida de la de otro jugador, para que él realice el mismo patrón. El juego se complica cuando la música se va acelerando y nos vemos obligados a analizar la situación, procesarla y mandar una respuesta, o sea, reconocer tu seña, repetirla y hacer la de un compañero.

La finalidad de este juego reside en nuestra capacidad de respuesta ante situaciones límite. En algunos momentos de nuestro día a día tenemos la obligación de actuar de la forma correcta con muy poco margen para reflexionar. Tener seguridad en uno mismo es la clave para no equivocarnos.